VERIFICAMOS, INFORMAMOS, VINCULAMOS

Entredicho de un Pueblo Mágico que vive del turismo: cerrar fronteras o enfrentarse al virus

El fin de semana hubo poca afluencia y permaneció con extrema vigilancia
Previous
Next

VERÓNICA DE LA LUZ

En marzo, se completará un año desde que los Pueblos Mágicos de Puebla se sumaron a la crisis económica que generó la pandemia. En Cuetzalan, uno de los más emblemáticos, los artesanos que elaboran textiles, los comerciantes, los productores de café, quienes son guías turísticos o quienes preparan yolixpa, se han quedado sin ingresos. Antes, vivían del turismo.

El movimiento en dicho municipio es intermitente. Apenas este fin de semana reabrieron las atracciones naturales, como las cascadas Las Brisas, que estuvieron cerradas por el decreto estatal de diciembre-enero, que impedía las actividades no esenciales.

“Nosotros vivimos del turismo, pero apenas empezó a llegar”, dijo una artesana cuyos productos fueron trasladados a la Ciudad de México por una persona de su confianza, debido a las bajas ventas en Cuetzalan.

Su esposo se dedica a la agricultura y también prepara la bebida artesanal yolixpa, elaborado con 12 hierbas curativas. Ahora detuvo su producción por la falta de demanda. Decenas de familias están igual que ellos.

En el registro histórico, Cuetzalan solo tiene 48 casos confirmados de coronavirus y 15 defunciones relacionadas. Esto, de acuerdo al Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) en su reporte federal (https://datos.covid-19.conacyt.mx/).

No todos los habitantes tienen miedo del nuevo coronavirus -como lo confiesan o lo muestran al no usar cubrebocas-, pero algunos de quienes sí tienen el temor de contagiarse, se debaten entre la incertidumbre y la necesidad.

A la llegada al municipio, los artesanos y quienes organizan tours, abordan a los visitantes. A la hora de los alimentos, de los recorridos y en todo momento, ofrecen su mercancía, e incluso, en esta época están dispuestos a reducirles el costo para lograr ventas.

Como pasó desde el segundo semestre del 2020, el zócalo de Cuetzalan está cercado con malla para evitar que los visitantes se aglomeren. Tampoco hay acceso a la iglesia, lo que ocasiona que los pocos turistas se dispersen.

La mayoría de las personas porta cubrebocas, y la mayor parte de los negocios cumple con el cierre a tempranas horas. La venta de alcohol tiene menos restricciones en este lugar, pese a que el decreto estatal es aplicable para los 217 municipios.

Cuetzalan fue declarado Pueblo Mágico desde el año 2002.

Cuetzalan, Puebla Cuetzalan, Puebla

 

REFUERZAN SEGURIDAD

El fin de semana, el municipio de Cuetzalan permaneció vigilado por la Guardia Nacional, el Ejército Mexicano, la Policía Estatal y la Policía Municipal, con rondines tanto en sus vehículos motores, como en dispositivos a pie.

El patrullaje se concentró en la zona centro del municipio, pero en zonas como San Andrés Tzicuilan también era notoria la vigilancia en el acceso a los atractivos turísticos y en las vialidades.

En previas visitas a dicho Pueblo Mágico -de quien esto escribe- no se había apreciado tanta vigilancia en el municipio.

NOTA RELACIONADA 

Para esparcir “chispas de arte” en Tetela de Ocampo, colectivo busca apoyo

Murales y talleres de pintura, llevan a las comunidades