VERIFICAMOS, INFORMAMOS, VINCULAMOS

#Reporteverídico #INFORMEVERÍDICO

Avenida Juárez, agonizante; muestra la desgracia económica que viven varios poblanos

VERÓNICA DE LA LUZ

La Avenida Juárez, que –en sus buenos tiempos- fue una de las calles más concurridas para quien gustaba de ir un restaurante o estar de fiesta en alguno de sus antros, hoy es una muestra de la desgracia económica en la que están miles de habitantes de Puebla, por el desempleo.

Cualquier transeúnte o automovilista puede percatarse de que “la Juárez” es una zona comercial agonizante. Decenas de letreros que rezan “se traspasa” o “se renta”, llevan meses en las principales esquinas.

Son las 3:20 de la tarde de un jueves con suspensión de actividades esenciales. Por los ventanales de los grandes restaurantes, solo se ven las sillas y mesas guardadas, pero ningún comensal, de los que antes estaban en las terrazas, fumando con la copa en la mano, o charlando con sus acompañantes.

En una de las concesionarias de autos que se encuentran a lo largo de la calle, solo una persona, limpiando cristales y haciendo reparaciones a la instalación.

Un par de negocios no esenciales desafían el decreto estatal que señala que no deben operar. Si cierran, cumplirán con la ley y serán ciudadanos responsables, pero también los trabajadores que allí se encuentran, pasarán a ser parte de las 32 mil 120 personas que han perdido su empleo con seguridad social en Puebla, durante la pandemia, con corte a noviembre (con datos del IMSS).

Bancos, farmacias y restaurantes sí son actividades esenciales; sin embargo, éstos últimos solo tienen permitida la venta para llevar o a domicilio, por lo que lucen desiertos y cerrados al público. Algunos de ellos han preferido no dar servicio por las altas comisiones que representa el envío mediante plataformas digitales y los escasos pedidos que reciben.

Todavía en el invierno anterior, al pasar por “la Juárez” se escuchaba música de géneros diversos; los y las jóvenes pedían un espacio para entrar a los bares o restaurantes, donde los “cadeneros” hacían su “rigurosa” selección; las calles aledañas lucían llenas de autos que esperaban su turno de ser estacionados.

Avenida Juárez, Puebla Avenida Juárez, Puebla

El jueves pasado, igual que el resto de los días de la semana, la calle tiene el mismo aspecto solitario de un día festivo, con la excepción de que ahora, no se sabe cuándo terminará esa pausa obligatoria que implica la Covid-19

NOTA RELACIONADA

Medidas urgentes para preservar empleo, piden a autoridades

Cierre de más de 10 mil 700 unidades económicas del sector alimentos, será saldo de la pandemia y las decisiones gubernamentales: Canirac​

Desempleo Puebla 2020